Levantar alas como águilas...

Hechos 2: 25, 26

15.06.2009 11:27

El Rey David refiriéndose a Jesús dijo: yo veía siempre al Señor delante de mi; con Él a mi lado nada me hará caer. Por eso se alegra mi corazón y mi lengua canta llena de gozo; todo mi ser vivirá confiadamente. Hechos 2: 25, 26

 

Pedro menciona como el Rey David se refirió a Jesús. Lo que llama la atención es que David vivió 1.OOO años antes de Cristo. Desde siempre, Jesús ha vivido. Él está oculto en el Antiguo Testamento y totalmente revelado en el Nuevo Testamento. David nunca vió a Jesús con sus ojos naturales pero si lo vió con sus ojos espirituaes, no fue parte de su ministerio y tampoco observó su muerte en la cruz; pero, como un profeta, se anticipó a su tiempo y lo anunció. No lo conoció, pero, espiritualmente, lo percibió y supo que si estaba dentro de él entonces podía vivir confiadamente. Nosotros nunca hemos visto a Jesús pero seamos como David, vivamos en fe, confiados y confesemos con nuestra boca que:  nada me podrá derrotar, durante todos los días de mi vida, porque he recibido al Señor en mi corazón y Él tiene cuidado de mi.

Que el Señor los bendiga.

Contacto

Lilliana María Incera Villalta

lincera03@hotmail.com

San José, Costa Rica

Buscar en el sitio

© 2009 Todos los derechos reservados.

Haz tu página web gratisWebnode