Levantar alas como águilas...

Salmo 27: 13,14

07.08.2009 10:43

“Hubiera yo desmayado si no creyese que veré la bondad de Jehová en la tierra de los vivientes. Aguarda a Jehová, esfuérzate y aliéntese su corazón. Si, espera a Jehová”. Salmo 27: 13,14

Definitivamente, perderíamos el sentido, el rumbo de nuestra vida si no tuviéramos la certeza, la convicción de que la presencia del Señor estará con nosotros durante nuestra permanencia en la tierra. Sin embargo, muchas veces las aflicciones nos agobian y pareciera que Dios está lejos, ausente, indiferente. Ese pensamiento engañoso es producto de la ansiedad, de las artimañas del diablo, de las dudas que algunos tienen con respecto a la naturaleza de Dios. Es una verdad que Él siempre estará con nosotros; aunque nuestros ojos naturales no lo puedan ver, nuestro ser lo percibe por la paz, la confianza, el valor y la certeza con la que nos bendice mientras esperamos su respuesta. En el silencio Dios está trabajando, preparando cada detalle para que recibamos, en el momento oportuno, la respuesta que necesitamos para continuar el camino. La bendición de Dios desciende en el momento exacto porque si no estamos preparados para recibirla la podríamos perder.

Que el Señor los bendiga.

Contacto

Lilliana María Incera Villalta

lincera03@hotmail.com

San José, Costa Rica

Buscar en el sitio

© 2009 Todos los derechos reservados.

Crear una website gratis Webnode